El polietileno de alta densidad (HDPE) es un producto extremadamente útil para la construcción de piscifactorías en aguas abiertas.

En la actualidad el HDPE se puede usar para corrales de peces flotantes, tanques, balsas, pontones, sistemas de alimentación flotante, jaulas de gravedad y una gran variedad de otras tecnologías flotantes. La tubería se fusiona en diferentes tipos de configuraciones para crear una granja flotante y hermética que normalmente ata las redes bajo el agua y se utiliza para criar a diferentes tipos de peces.

Los piscicultores de todo el mundo utilizan HDPE para la piscicultura porque es altamente resistente a las bioincrustaciones, al agua de mar abrasiva y a los rayos UV.

El HDPE también es impenetrable para los depredadores de peces como tortugas, nutrias y otros mamíferos que comen peces.

El HDPE es flexible y, por lo tanto, no se agrieta ni se rompe en mares agitados o si es golpeado por un bote o una estructura.

El HDPE también es ideal para piscifactorías donde son comunes los vientos fuertes (hasta 160 km / h) y las olas (hasta 7 metros).

En este tipo de construcciones es muy valorado que no se adhieran organismos marinos y que sean de fácil reparación y limpieza. Tienen una gran facilidad en la instalación ya que se puede hacer en el mar y es un material muy manejable.

En el montaje de estas estructuras circulares de tubos de polietileno en piscifactorías, tenemos que empezar por rellenar los tubos con porexpan, luego soldamos los tubos con soldaduras a testa dando la forma y longitud que necesitemos y a continuación montamos las barandillas y los soportes de polietileno.

En los casos que se requiera se puede soldar también la rejilla, que suele colocarse en las zonas resguardadas. Para acabar, una vez en el agua la estructura sera arrastrada por un remolque y por último anclada en mar abierto.

Beneficios de la jaula de polietileno para piscicultura.

  • Bajo costo en relación con la piscicultura en estanques de tierra o sistema de CCTV.
  • Gestión más fácil y menos costosa.
  • Facilidad de observación y estudio de la nutrición y salud de los peces.
  • Tratamiento fácil y económico contra parásitos y enfermedades.
  • En comparación con los estanques de tierra y el sistema de CCTV, se requiere menos inversión.
  • En el caso de contaminantes ambientales y sólidos suspendidos, que pueden ser problemáticos para la jaula, la jaula se puede mover.